Tesoros guardados


Escrito por Damaris Zamora Escanell. Un vistazo añejo a mis imágenes de estudiante me hace recordar muchas vivencias buenas. Cuando una es alumna tiene profesores y profesoras que recuerda más que a otros con el paso de los años.

Es extraño ver un maestro de primer grado. Y yo lo tuve. Fue excepcional, no solo porque me enseñó a leer y a escribir, sino porque cada mañana, se hacía el que no veía cuando me insertaba en el aula escurridiza y tardíamente.

Luego, al cabo de mucho rato, él me tomaba de la mano y me sentaba al frente del aula a “dar clases con él” y de paso, agachaba disimuladamente la cabeza y me preguntaba -en perfecta complicidad- por qué había llegado después que todo el mundo. Yo le decía bajito que a mi mamá le había cogido tarde para ir a buscar la leche.

Al cabo de los años, me di cuenta que de las tantas veces que le dije lo mismo, no me llegó a creer ninguna, pero lo disimulaba tanto que yo pensaba que juzgaba bien mis argumentos. Aspecto que seguramente no le importaba mucho, si lo comparaba con la gratitud de escucharme, cuando le recitaba de carretillas, un montón de capitales de países, enseñadas por mi papá.

Ese mismo maestro nos dejaba salir en el receso al aula de preescolar para ver el ensayo de la banda a la que ya no pertenecíamos y conocía al detalle cómo se llamaban los padres y las madres de todos los alumnos, a quién le gustaba o no los mantecados de la merienda, o quién había ido al cine o al nuevo Coppelia durante el fin de semana.

DSC06602

Pedro, así se llamaba mi maestro de primer grado. Uno de mis tesoros. No creo que  hubiera sido la única alumna que lo quería. Muchos lo recibían y despedían de las clases con un abrazo en las rodillas, porque era alto y flaco. Un poco después, cuando sus alumnos cursábamos el sexto grado, la noticia de su desaparición física, por un accidente, nos dejó sin resuellos.

Sin embargo, quienes tuvimos el privilegio de ser sus alumnos  recordamos más  cómo nos educó que  las reglas que tuvo en su didáctica. Aunque a decir verdad, las palabras mamá y papá tienen algo todavía de Pedro Moya

Anuncios

Acerca de MSc. Francisco Acosta

Soy un Revolucionario cubano que se ha empeñado en difundir por el mundo todo lo que acontece en el ámbito educativo de nuestra provincia y de cuba. Enaltecer la labor del maestro a través de las redes sociales es un sueño y este blog lo hará realidad.

Publicado el 25 noviembre, 2015 en Educación y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Catálogo Maestro

La web de los educadores puertopadrenses

La Bayamesa

Mambisa y Rebelde, heredera de la MUJER BAYAMESA que marcó la historia de Cuba

La página de Moralito

Just another WordPress.com weblog

TV Mundus

EDICIÓN DE EMERGENCIA | Director: Daniel do Campo Spada

comiensa. "Algunas cosas hay que provocarlas"

Reflexiones y andares en torno la psicología social, el desarrollo social y el trabajo comunitario

Nuestra Media Luna

Un espacio para conocer por dentro a Media Luna

Para los que necesitan evolucionar

Reflexiones de crecimiento.. para una inmensa minoria.

Icástico

"Una cosa es ser solidario y otra serlo a cambio de nada" (Mariano Rajoy, quién sino)

kaToCreations

Portafolio de creaciones

El Sureño

REALIDAD CUBANA EN AUDIOS Y FOTOS DESDE CIENFUEGOS, AL CENTRO - SUR DE LA ISLA

Cooperación Internacional para el Desarrollo

Del pueblo, para el pueblo y por el pueblo

enero11

Literatura para romper el tiempo.

Educación conectada

El uso de las Redes Sociales en mi labor docente

Sigo a Cuba

"Trincheras de ideas valen más que trincheras de piedras"

A %d blogueros les gusta esto: